falta-de-suerte-hostgator-blog

4 consejos para combatir la mala suerte en los proyectos

Escrito por

lunes, 3 de junio de 2019 | Comentarios

A veces parece que a algunas personas les sale siempre todo bien ¿no es verdad? Todo en la vida de estas personas parece perfecto; sus carreras profesionales, sus finanzas, sus relaciones sentimentales, sus proyectos, etc… mientras que otras están siempre con aquella ola de mala suerte.

Todo el mundo conoce el significado de “suerte”. El concepto es consecuencia de la percepción de que algunas personas son beneficiadas por las leyes del universo y les va mejor que a otras. También hay quienes guardan patas de conejo, tréboles de 4 hojas, ojos griegos y todos los amuletos mágicos de la buena suerte.

Vemos la suerte como algo que ocurre por casualidad, y no por nuestras propias acciones. Pero ¿será que la suerte es un fenómeno tan incierto como pensamos o podríamos entrenarnos a nosotros mismos para acabar con la falta de suerte?

La respuesta es sí ¡créelo! Las personas que tienen buena suerte tienen algunas cosas en común: su comportamiento y una forma de pensar específica. He descubrierto cuatro consejos para mejorar tu suerte con aquel proyecto que no termina de despegar. ¡Conócelos!

¿Realmente se trata de mala suerte?

Durante algunos años, el psicólogo inglés Richard Wiseman, de la Universidad de Hertfordshire en Reino Unido y Ph.D. en Psicología de la Universidad de Edimburgo, estudió la historia de centenas de personas que se consideran afortunadas o con falta de suerte.

Wiseman identificó comportamientos semejantes y reunió todo en un libro, El Factor Suerte (Record, 2003), best-seller en el mundo de los negocios en Europa y Estados Unidos.

En este libro, el autor muestra que la fortuna o la falta de suerte son los resultados de nuestros hábitos. Por ejemplo, personas con buena suerte son más arriesgadas, lo que resultó un éxito y, consecuentemente, refuerza la creencia en la buena suerte. Por otro lado, las personas con falta de  suerte son siempre más propensas a “apostar más por lo correcto que por lo arriesgado”. De esta forma, arriesgan menos y pierden nuevas oportunidades, lo que genera un sentimiento de estancamiento y mala suerte.

La gran diferencia es que los suertudos están más abiertos a las cosas nuevas y de esta forma vivencian buenas experiencias. Entonces la esencia de la suerte es la oportunidad. Mientras más oportunidades, y más receptividad a las cosas nuevas, más afortunada se convierte.

Cómo tener más suerte con tus proyectos

Si tener buena o mala suerte depende de las actitudes de la propia personas, entonces es posible desarrollar habilidades que pueden aumentar la suerte.

Las personas pueden cambiar su propia suerte. La suerte no es algo paranormal, es algo que nosotros creamos con nuestros pensamientos y comportamientos.

En el estudio, Wiseman creo los 4 principios de la suerte. Y voy a explicarlos para que tengas más suerte con tus proyectos.

1. Maximiza tus oportunidades

Si te quedas en la zona de confort, todo lo nuevo e increible estará lejos de ti y probablemente no te están sucediendo cosas interesantes. ¿No lo crees? Y como el propio Richard dice: “Personas con buena suerte intentan las cosas. Personas con falta de suerte sufren de parálisis por exceso de análisis.”

Pero otro factor determinante en esto es el nivel de sociabilidad con las personas que están a nuestro alrededor. Mantener una red de contactos amplia la posibilidad de conocer a alguien que nos puede presentar una nueva oportunidad profesional, por ejemplo. Es el famoso networking.

Además de eso, tener un comportamiento descontraido y extrovertido también no expone a más oportunidades, justamente por tener una interacción social mayor. Sumado a una “mente abierta”, una personas con suerte se apega de las nuevas oportunidades y las aprovecha.

Entonces, el primer consejo para disminuir la mala suerte es abrirse para que la buena suerte venga cuando menos los esperas. Los suertudos están siempre dispuestos a conocer otros productos, les gusta cambiar los caminos de la casa al trabajo y también conocen personas nuevas todo el tiempo.

Mientras más personas y perspectivas tengas dentro de tu esfera social, probablemente mejores insights y oportunidades te aparecerán.

2. Escucha tus presentimientos de suerte

El segundo consejo es escuchar tu intuición. Las personas que tienen buena suerta toman decisión escuchando sus instintos y presentimientos. Generalmente nuestros sentimientos más íntimos hablan sobre nuestras ambiciones y deseos. Escucharlos es caminar hacia lo que nos hace más felices.

Podemos perfeccionar nuestra intuición observando y buscando ciertos modos de actuar en las diferentes situaciones cotidianas. Además de esto, meditar y aclarar tu mente con otros pensamientos también es una buena manera de agudizar los sentidos.

3. Espera siempre cosas buenas

Las personas con suerte concuerdan con la idea de que el futuro está lleno de buenas oportunidades. Este pensamiento positivo hace con que las personas se esfuercen para realizar sus objetivos, aun cuando las posibilidades de éxito sean pequeñas.

El optimismo hace con que las personas esperen que lo mejor siempre se cruzará en nuestro camino. Ahora, el pesimismo siempre va a intentarnos convencer de que las cosas buenas no son tan buenas, y con eso dejamos escapar muchas oportunidades valiosas por ahí.

4. Transforma tu falta de suerte en algo positivo

Las personas con buena suerte no siempre tienen buena suerte, pero ellas pueden lidiar con las adversidades, mientras que las personas con falta de suerte no lo consiguen. En vez de hacer énfasis en las desgracias, estas personas asumen el control de la situación.

El último consejo es, en mi opinión, el más importante de todas, pues ver el lado positivo en la mala suerte nos hace aprender buenas lecciones y tomar actitudes constructivas en el futuro.

Cuando las cosas están mal, tienes dos opciones: caer o seguir en frente. Las personas con buena suerte son resilientes.

¿Y la falta de suerte en los proyectos? ¿No será que es falta de sitio web?

Si una persona tiene mala suerte decide cambiar de actitud, necesita comenzar siendo más sociable, más optimista y más abierta a las nuevas ideas y experiencias. En los proyectos esa idea también es válida.

Puedes hacerlo creando un sitio web! Sabes cómo esto se encajaría dentro de los cuatro principios de la suerte de Wiseman?

  • Maximizar las oportunidades: En internet estarás activo 24 horas por día, puedes llegar a un mayor número de personas al mismo tiempo y en horarios diferenciados. Tener un sitio web es aumentar la interacción social, es salir de las limitaciones físicas, lo que permite posibilidades infinitas de expansión de oportunidades
  • Escuchar tus presentimientos de suerte: en el medio digital todo está en constante cambios, entonces puede apostar en tu proyecto y publicarlo en linea. Recuerda en internet todo puede ser mejorado, lo importante es no dejarlo para después.
  • Esperar cosas buenas: Sabemos que crear un sitio web es hacer una inversión financiera y de tiempo. Publicar tu proyecto en internet es enfrentar con optimismo todos los desafíos y aprovechar los frutos que este puede generar.
  • Transformar la falta de suerte en algo positivo: Hoy en día todo el mundo está en internet y tu competencia también. Ver el crecimiento y éxito de la competencia puede ser visto como mala suerte, pero si enfocas tus esfuerzos en hacer crecer tu presencia en linea, seguramente encontrarás buenos momento para la buena  suerte.

Transforma tu suerte creando un sitio web para tu proyecto. Y para tu sitio web, cuenta con HostGator.

Etiquetas:
Comentarios
Presiona Enter para buscar o ESC para cerrar